El problema de emprender.

 

El problema de emprender es uno de los tantos problemas por los que una persona pasa alrededor de su  vida,  es la falta de tiempo y de dinero. Dos factores importantes pero distantes si no se tiene el conocimiento ni la mente adecuada.

 

Déjame decirte que la lucha con nosotros mismos, es de las batallas más importantes a lo largo de nuestra vida, porque de ellas dependerá la descripción de quién serás.

 

No te sabotees pensando que no tienes el dinero suficiente para poder arrancar con ese proyecto que has pospuesto por tanto tiempo, que existe más crisis que el año pasado, que no tienes el tiempo suficiente para poder invertirlo en tu propio negocio o empresa.

 

Mucho menos te  debes sabotear por otros, si haces caso a sus malos comentarios, opiniones retrogradas o cualquier insinuación que se refiriera a que no lograrás tu objetivo; te alejarás de lo que quieres llegar a hacer, tener o ser.

 

Todo lo que necesitas esta encima de tus hombros; tu mente.

Nuestra mente es tan poderosa que sino la impregnamos con las ideas correctas; podemos caer en un situación, en donde, todo lo que nos diga nuestro alrededor lo tomaremos como realidad, pasando incluso por encima de nosotros mismos por la desconfianza que tendremos de tomar nuestras propias experiencias. Simplemente no creemos en lo que podríamos llegar a lograr, excusándonos con lo difícil o imposible que pudiera llegar a ser.

 

 

No te mentiré al respecto

 

No te mentiré diciéndote que eliminaremos tus miedos porque emprender no es sencillo; y aún los más grandes oradores de multitudes, con toda la experiencia que tienen, llegan a sentir nervios y ansiedad antes de dar una de sus presentaciones.

 

Pero la diferencia es que no dejan que sus emociones los controlen; toman acción. Es así como canalizaremos nuestras emociones, más no podremos eliminarlas porque forman parte de nosotros como seres humanos y es lo que nos hacen dar lo mejor de nosotros en cada situación.

 

Quiero que seas audaz y tenaz con todo lo que te propongas en la vida, porque emprender, es solo una parte de tu desarrollo personal. Sé feliz y vive la vida que quieres tener.

 

Y te estarás preguntando ¿Cómo hago eso?  Y te respondo,  saliendo de tu zona de confort, quitándote esa mentalidad de miedo al emprender, porque eso es todo lo que es; un estado mental en el que te sumerges, creando ideas y adjetivos de ti mismo,  que tomas como tus realidades.

 

Los mayores genios, los mayores líderes, los mayores emprendedores ( hombres y mujeres); fueron sobrestimados y hasta llamados locos, pero fueron ellos quienes cambiaron sus vidas persiguiendo lo que amaban y así cambiaron su mundo. Y todo lo lograron saliendo del pensamiento de “no puedo”.

 

Debes de fracasar

 

Fracasa las veces que sean necesarias porque es así como realmente llegarás al éxito; pero el éxito se basa en acción. Te explicaré; el talento es algo con lo que se nace y le es nato hacerlo a quien lo tiene, pero la habilidad es algo que se crea con determinación, de horas y horas de dedicación, constancia y preparación.

 

Tienes que pararte a pensar, ¿Cuanto quieres esto?, ¿Cuanto estás dispuest@ a dar para conseguir tu objetivo?. Y te lo vas a tener que recordar todo el tiempo, porque habrá momentos en donde no podrás seguir y esas respuestas tendrán que sobresalir.

 

Asegura Michael Michalko, autor de libros de creatividad; “Cuando te rodeas de imágenes o escritos que representan tu intención –quien quieres llegar a ser o quieres crear- , tu conciencia y pasión crecen para lógralo.”

 

Básicamente, si comienzas a adquirir la mentalidad de la persona que te gustaría llegar a ser y te haces rodear por todas las aptitudes de ésta; en cualquier versión, ya sea por frases o imágenes, tu conciencia ira adquiriéndola. Es simple programación mental, al verte rodeado de todo lo que te gustaría ser para llevarlo a tu realidad.